Cosmética natural con extractos ecológicos de setas medicinales
Cosmética natural con extractos ecológicos de setas medicinales

Las sustancias que componen las setas son de gran ayuda para el cuidado de la salud. La piel, como parte fundamental del cuerpo, no es ajena a estas mejoras. Para ello se eligen extractos de setas, altas concentraciones de principios activos con propiedades regenerantes y antiinflamatorias que, sumadas a otras sustancias hidratantes, antisépticas o calmantes, dan el mejor resultado para el cuidado de la piel desde el exterior.

Extractos de setas: sustancias regenerantes 

  • Estudios científicos recientes señalan las moléculas de algunas setas medicinales como sustancias útiles en la reactivación celular de la piel y, además, tienen propiedades antiinflamatorias. Este es el caso, por ejemplo, de Ganoderma lucidum, hongo también conocido como Reishi o Lingzhi.
  • Cordyceps sinensis es otro de los hongos de uso medicinal con propiedades sobre la oxigenación celular. Esta especie —muy empleada en el Tíbet como tónico de riñón y sustancia vigorizante— tiene especial acción sobre el cansancio y la regulación de la energía celular (incrementa niveles de ATP).
  • La protección de la piel —clave a cualquier edad— también encuentra un aliado en otra de las setas más comunes en la medicina oriental: Champiñón del sol (Agaricus blazei Murrill) tiene compuestos bioreparadores y antimutagénicos que contribuyen a la reparación de las fibras de ADN.

Todos estos principios activos se pueden absorber gracias a que la circulación dérmica transita a 0,2 mm de la superficie cutánea siempre que hayan sido aplicados sobre la piel con el vehiculizante adecuado.

Sustancias hidratantes naturales
La hidratación de la piel y la absorción de los principios activos de las fórmulas dermatológicas dependen del excipiente empleado. Al igual que ocurre con la selección de los principios activos, en este caso prima que sea de origen natural y que no contenga sustancias químicas agresivas. El aceite de argán, por ejemplo, es un vehículo graso que maximiza la absorción de los principios activos. Se acumula en las capas superficiales de la piel y libera lentamente las sustancias activas que lo acompañan hacia el interior de la piel. De este modo vehículo y principio activo cumplen su objetivo: regenerar los tejidos e hidratar la piel en profundidad de forma natural.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies