Ojos llorosos, congestión nasal, picazón en la nariz y en el paladar, urticaria… ¿Reconoces alguno de estos síntomas? Muchos de estos están relacionados con las alergias, afecciones que suelen hacerse más visibles en la estación que comienza (la primavera), y que en muchas ocasiones pueden abordarse desde la medicina integrativa utilizando extractos de hongos medicinales. Determinadas especies como el Champiñón del sol o el Reishi, entre otras, son las elegidas para complementar los tratamientos de las alergias.

En el siguiente post, la naturópata y responsable de la consulta de Micoterapia de Hifas da Terra en Reino Unido, Ingrid Arias, responde a las preguntas más habituales que llegan a la consulta en relación a las alergias. Si tienes alguna otra pregunta sobre este tema, puedes enviarla directamente a la dirección de correo electrónico micoterapia@hifasdatera.com.

Ingrid-Arias-mycotherapy-expert-hifas-da-terra

¿Qué desencadena una alergia? ¿Se pueden heredar las alergias?
Cuando hay antecedentes en la familia, las posibilidades de que un individuo pueda desarrollar una alergia son más altas. Cualquier sustancia con la que entramos en contacto, ya sea comiendo o respirando, puede convertirse en un alérgeno o un agente que provoca una alergia. La reacción dependerá de la respuesta de nuestro sistema inmunitario.

¿Qué sucede realmente durante una reacción alérgica?
Podría decirse que la alergia es, grosso modo, una reacción exacerbada del sistema inmunitario. El proceso es, sin embargo, más complejo. Hay dos tipos de inmunidad, la inmunidad innata y la adquirida. Esta última, la que adquirimos a medida que nos exponemos a los patógenos y sus antígenos, es la que interviene en las reacciones alérgicas. Específicamente es la llamada Th2 la responsable de la creación de anticuerpos o sus mensajeros que, en presencia de sus antígenos relacionados, inician la reacción en cascada del sistema inmunitario. Por alguna causa que todavía desconocemos, el sistema inmunitario de algunas personas reconocerá elementos inofensivos como invasores o peligrosos. Como consecuencia, los linfocitos los atacarán. Las inmunoglobulinas o anticuerpos responsables de esta reacción harán que otras células liberen sustancias químicas que causan la inflamación (como la histamina, por ejemplo), generalmente en la nariz, los pulmones, los ojos, la garganta, los senos, las orejas, el revestimiento del estómago o la piel. La severidad de estas reacciones es variable y puede ir desde la congestión nasal o la picazón de los ojos hasta una inflamación peligrosa en las vías aéreas llamada anafilaxis.

¿Cómo se diagnostican las alergias? ¿Pueden confundirse alergias y resfriado común?
Las reacciones alérgicas leves pueden parecerse mucho al resfriado común, por lo que debe realizarse un diagnóstico diferencial para determinar si los síntomas son causados por un patógeno o por un alérgeno. Hay varias pruebas que pueden determinar la existencia de una alergia. Una de ellas es la que determina el número elevado de inmunoglobulinas E (IgE) en la sangre. Sin embargo, la más habitual se realiza directamente sobre la piel. Para ello se inyectan diferentes alérgenos por vía subcutánea en una zona determinada de piel de la persona alérgica. Después, el especialista observa y establece el diagnóstico.

¿Cuáles son los alérgenos más comunes? ¿Qué tipos de plantas producen el polen más alergénico? ¿Podemos reducir nuestra exposición al polen y al moho?
El polen, los ácaros del polvo, la caspa de los animales domésticos y los mohos están entre los alérgenos más comunes, aunque las alergias alimentarias también están aumentando, sobre todo al gluten, los frutos secos, los huevos y la lactosa. Cuando hablamos de sustancias alérgenas presentes en el aire, evitar la exposición a ellas es muy difícil. En este caso existen algunas cremas especiales que protegen la nariz y los labios y que pueden ser de gran ayuda. En el caso de la alergia al moho, conviene evitar la acumulación de humedad, ¿cómo? manteniendo el lugar donde vives ventilada y caliente.

Foto: breakingmuscle.com
Foto: breakingmuscle.com

¿Cuáles son las opciones de tratamiento para las alergias? ¿Los medicamentos habitualmente recomendados tienen efectos secundarios? ¿Es perjudicial su uso a largo plazo?
Hay diferentes opciones, desde el uso de fármacos antihistamínicos para reducir los síntomas de la alergia hasta las vacunas orientadas a la reeducación del sistema inmunitario Los antihistamínicos provocan somnolencia y no se recomiendan si tienes que conducir o utilizar maquinaria peligrosa. Podrían interferir en la capacidad de una persona para operar en la vida diaria.

En cuanto a las vacunas o inmunoterapia alergénica, suponen un tratamiento a muy largo plazo (de 4 a 5 años). Estas inyecciones con pequeñas cantidades del alérgeno, también contienen conservantes y adyuvantes que pueden causar otros problemas de salud, incluyendo nuevas reacciones alérgicas.

¿Cuál es el tratamiento integrativo que sugiere?
Nuestro enfoque sería el uso de una inmunoterapia natural basada en extractos de hongos medicinales. Entre otras recomendaciones es importante mantener una dieta saludable en la que estén muy presentes los productos frescos y beber suficiente cantidad de agua como para mantener una hidratación adecuada que asegure la eliminación de toxinas.

¿Cuál es el mecanismo de los hongos medicinales en el tratamiento de las alergias?
Existen múltiples referencias científicas en las que se evidencia la capacidad de determinados extractos de hongos para modular el sistema inmunitario, pero también su capacidad para reducir la respuesta inmune Th2 y, por lo tanto, para reducir los niveles de histamina y la inflamación general.

Además, los extractos puros constituyen un nutracéutico seguro que puede ser utilizado a largo plazo y que, de forma general, fortalecerá el organismo, aumentará su capacidad de adaptación al estrés, etc.

Otros elementos que se están estudiando actualmente son los péptidos que se filtran en el torrente sanguíneo debido a una deficiencia de la impermeabilidad del revestimiento intestinal. Este fenómeno llamado “síndrome del intestino permeable” está relacionado con una mayor reactividad inmune y reacciones alérgicas como el asma y el eccema. En este caso, hongos como la melena del león son muy eficaces en el tratamiento del revestimiento del intestino y la restauración de su función protectora.

¿Pueden ayudar los hongos en la prevención de las alergias?
Creo firmemente que la prevención es el camino a seguir cuando se trata de alergias porque, desafortunadamente, parece que el hecho de ser alérgico a alguna sustancia te hace ser más susceptible de desarrollar nuevas alergias. Los hongos son un recurso natural para la prevención de las alergias debido a su acción inmunomoduladora, como ya expliqué antes. Mantener un sistema inmunitario fuerte y equilibrado procurando limitar la inflamación y la oxidación pueden marcar la diferencia.

Los extractos de hongos se pueden emplear todo el año de un modo preventivo, pero también trabajamos con protocolos especiales en los que incluimos los extractos de Reishi, Polyporus, Champiñón del sol y Melena de león en dosis ligeramente más altas que se pueden iniciar tres meses antes de comenzar la primavera.

  • El Reishi es un hongo con acción antiinflamatoria y tiene efectos similares a los de hidrocortisona (pero sin sus efectos secundarios). También contiene triterpenos, que tienen propiedades antihistamínicas.
  • El Champiñón del sol tiene una gran variedad de beta-glucanos. Los estudios realizados muestran que Agaricus no solo promueve una respuesta eficaz del sistema inmunitario, sino que también facilita el equilibrio entre la respuesta Th1 y Th2 y actúa como antihistamínico, en parte gracias a determinados compuestos bioactivos que inhiben la liberación de histamina por los mastocitos.
  • El hongo Polyporus ayuda a la eliminación adecuada del exceso de mucosa. Esto sumado a su acción antibacterianas y antiviral resulta clave para las personas alérgicas que tienden a desarrollar infecciones en las vías respiratorias.
  • La Melena del león es el hongo que interviene en la salud intestinal, especialmente en la restauración del epitelio intestinal y la microbiota.

2 comentarios de “La Micoterapia, tu nueva aliada para las alergias de primavera

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies